Me pasó de todo

Posted by Kitara Julian On 9:00 PM

Porque este fin de semana en Madrid puede calificarse de cualquier cosa menos de aburrido. Compras, concierto, gente maravillosa, dependientas despistadas y un cajero ladrón.

Pero vayamos por partes.

Llegué el sábado por la tarde y cómo una loca me fui a ver las tiendas de Fuencarral, porque quería el bálsamo de labios de Khiel's y echar un ojo en Hoss, en donde me compré este vestido negro (menuda sorpresa ¿eh?)

chaqueta, pantalón y demás complementos se quedaron en la tienda, por supuesto.

Pero es que después de las compras tenía una cita con el maravilloso Señor Pilgrim, que venía acompañado por una amiga , Ana, que me hicieron pasar una tarde maravillosa y me trataron cómo si fuesemos amigos de hace más tiempo (muchas gracias a los dos).

Yo me retiré a una hora prudencial, porque estaba cansada tras el viaje y sabía el día duro que se me venía encima el domingo. Y fue al llegar al hotel, ¡cuando me di cuenta de que la amable dependienta se había olvidado de quitarme la alarma del vestido!, así que la solución que se me ocurre es llamar a Pilgrim y pedirle que me lleve él el vestido el lunes a la tienda para quitarsela, porque podía ser muy raro aparecer en Vigo en una tienda y pedir que me la quitaran...

Por la mañana tenía que mover el coche del parking en el que lo había dejado al llegar hasta el Palacio de los Deportes, que era donde se celebraba el concierto, algo que me costó el triple del tiempo que le llevaría a alguien que entendiese bien las indicaciones (que a veces eran un pelín especiales).


Así que después de comer y con el coche muy bien aparcado (para marcharnos rapidito después del concierto) me cojo un metro para llevarle a su casa a Pilgrim el vestido. Y al bajarme del metro veo un cajero, y cómo andaba escasilla de fondos decido sacar la tarjeta y... el muy cabrón me la secuestra, dejándome con 20 euros en el bolsillo.
Menos mal que no había ido sola porque podía haberme metido en un follón tremendo. Además he sacado un par de buenas enseñanzas para posibles incidentes, porque se sufre pero se aprende.

Y me volví a la plaza de Felipe II a ver a la gente hacer cola desde una terraza a la sombra y disfruté de la tarde tan maravillosa que hizo.

El concierto, espectacular, no teneis más que entrar aquí y poneros a ver los vídeos. Merece la pena, de verdad.


Yo solo pondré uno, quizá el momento más espectacular,la lluvia de mariposas,




de las que unas cuantas viajaron a Vigo de vuelta con nosotros

(hay unas cuantas más pero estas son las más presentables)

No me pregunteis cómo fue mi lunes porque sólo os diré que dormí dos horas, y fui a trabajar mis ocho horas cómo una campeona. Creo que voy a tener sueño hasta que la tita Madonna me lo quite.

Nota: Pido perdón a todos los que me comentasteis por no responder pero ayer no era persona.

0 Response to 'Me pasó de todo'

Post a Comment